Compartir
camperas símil cuero
chaquetas imitación cuero

Las camperas símil cuero son aquellas que no se fabrican en cuero, de allí su nombre, son “similares”. Es bueno aclarar esto porque la gente, muchas veces, no puede costearlas por su alto valor o precio, de manera que una opción viable será elegir una de éstas camperas ya que el precio se reduce a casi el 50% menos aproximadamente.
Esto se debe a que dichas prendas no transita por todo el proceso que lleva el cuero en sí, que es un procedimiento bastante complejo, arduo, exigente y costoso. Todos sabemos lo preciado que es este material en cualquier objeto que se trate, como pueden ser: zapatillas, bolsos, carteras, etc.
Las camperas símil cuero son dirigidas tanto al público femenino como al masculino. La diferencia entre ambos mundos será el corte de cada una. Ya que las chicas contarán con una prenda más ajustada al cuerpo para llamar la atención mientras que los hombres, al revés, sus prendas serán más holgadas.
Existe una amplia variedad de camperas disponibles entre las cuales los diversos consumidores de prendas urbanas podrán seleccionar. Uno de estos atributos será el color. El marrón es una muy buena opción para este invierno al igual que el color ciruela.
Si nos ponemos a hojear cualquier revista de moda de actualidad, podremos observar que los modelos llevan mucho este tipo de ropa. Nos aportarán un aspecto más “reo”, como si no nos importará la moda pero en realidad sí, obtendremos un look “descuidado” y urbano.

Para disfrutar de la vida

La mayoría de la gente consumidora de las camperas símil cuero son aquellas personas que aman las actividades al aire libre, como andar en moto.
Todo esto comenzó a imponerse en la década de los ochenta, gracias a la influencia de muchas películas que vinieron del exterior y mostraban a sus protagonistas andando en moto y luciendo estas camperas de cuero que les otorgaban un aire de chicos o chicas “malas”. Gracias a esto, muchos comenzaron a identificarse tanto con los protagonistas que luego los imitaban y así es como comenzaron a imponerse en la sociedad hasta nuestros días.
Antes se llevaban como un artículo de lujo, pero hoy en día este producto se ha convertido en algo masivo, de manera que el precio logró reducirse considerablemente para deleite de aquellos que desean con toda su alma una en su ropero, para verse bien.
Hoy ya no es necesario comprar cuero auténtico, esta es una alternativa muy ecológica ya ccesible.

1 Comentario

Dejar una respuesta