Hábitos sencillos que te ayudarán a bajar de peso
Magali

Editora, escritora y fanática de la belleza, el cuidado corporal, la gimnasia y las dietas. Me gusta estar informada y compartirlo con la gente de mi querida comunidad.

Cuando necesitas bajar de peso o mantener tu peso ideal puede ser difícil adquirir ciertos hábitos, especialmente porque la mayoría de las veces no contamos con el tiempo que requiere dedicarse al cuerpo. Pero desde luego hay pequeños hábitos que podemos ir incluyendo en nuestra rutina que resultan muy beneficiosos y que no requieren de demasiado tiempo o de un esfuerzo muy grande.

Desde luego para poder llegar a tu paso ideal o mantenerlo es importante que tengas cierta disciplina en lo que refiere a la alimentación porque no es necesario “matarse de hambre” para poder estar bien. Te voy a contar algunos hábitos sencillos que te ayudarán a bajar de peso si los incluyes en tu rutina diaria, combinando ejercicios con una buena alimentación.

Ejercicio al menos 3 veces por semana

Si dedicas al menos 30 minutos de tu día a hacer algo de actividad física, ya estás incluyendo un hábito saludable. No es necesario que lo hagas todos los días, ya que si por ejemplo decides hacerlo tres veces por semana, puedes dedicarle entonces una hora de tu día.

Ya sea salir a dar una caminata, correr 20 minutos o practicar algún deporte te van a ayudar (aunque en este último caso vas a necesitar dedicar más tiempo). La solución más sencilla es ir al gimnasio, pero sea cual sea tu preferencia, sin actividad física no solo no podrás bajar los kilitos de más sino que corres el riesgo de aumentar, ya que la vida sedentaria es muy poco saludable.

Reducir azucares y carbohidratos

La mayoría de los alimentos que más engordan tienen altos contenidos de carbohidratos y azucares por eso es importante que trates de apartarlos de tu dieta. Lo ideal es sustituir todos estos alimentos con comidas sanas ricas en proteínas y grasas vegetales como las carnes, los pescados y los huevos.

Así mismo, es importante que elijas verduras que no tengan muchos carbohidratos para así poder equilibrar la dieta aún más. Entre ellas podemos mencionarte que las más recomendadas son el brócoli, coliflor, acelga, lechuga pepino y apio. En el caso de las grasas buenas, se recomienda el aceite de oliva y el aceite de aguacate o palta.

Deja un comentario